jueves, 6 de noviembre de 2008

La conjura de los bátavos

--
Tácito, en su obra De origine et situ Germanorum, cita a los Batavios como las más bravas tribus de la zona, endurecidos en las guerras, que tenían sus propias cohortes con sus jefes que combatieron en Britania. Afirma que mantenían relaciones amistosas con Roma, como aliados, sin necesidad de pagar tributos o tasa alguna. «Suministraron al Imperio nada más que armas y hombres», remarcó Tácito. Estaban bien preparados, por su destreza con los caballos y su increíble capacidad para cruzar los ríos con sus fuerzas sin perder la formación y sin necesidad de usar puentes. Dión Casio describe esta sorprendente táctica empleada por Aulus Plautius contra los bárbaros en la batalla del Medway.
.
de Rembrandt (1606-1669)

A pesar de la alianza con Roma, los Batavios se sublevaron en la Germania Inferior entre el 69 y el 70, liderados por Cayo Julio Civil, dando cuenta de cuatro legiones en una humillante derrota del ejército romano. Después, un gran ejército al mando de Quinto Petilio Cerial derrotó a los Batavios. El origen se remonta a Galba, quien disolvió con deshonor los Corporis Custodes, guardia personal de lo emperadores romanos compuesta por Batavios y ordenó la detención de sus dos príncipes: Cayo Julio Civil y su hermano Claudio Paulo. Se desconocen las razones de Galba, pero parecen estar fundadas en la lealtad mostrada por los Batavios a Nerón en Germania. Cayo regresó a Batavia, pero su hermano fue ejecutado en el 68.
-

4 comentarios:

mangeles dijo...

Muy interesante....

rebesos

morisot (Pilar Álamo) dijo...

He encontrado motivos suficientes en tu comentario como para seguir estudiando con más interés todavía la obra de Rembrandt. Estupendo cuadro y estupenda elección.
Un saludo de Pilar

morisot (Pilar Álamo) dijo...

Algo tan enigmático como una conjura, Rembrandt no lo acerca con una luz que se puede repartir por toda la habitación y sin embargo queda confiscada en el secreto de la mesa..(la luz)
Un abrazo de Pilar

Xari dijo...

Muchas gracias Mangeles y Pilar; Rembrandt no es de mis favoritos, pero me encanta la visión pictórica que da de ese hecho histórico, con los bátavos vestidos como si estuviesen en su misma época. Saludos!!